7 de julio de 2020 – Martes de la XIV semana

Osees 8:4-7.11-13

Oseas denuncia que de la fe en Dios se ha pasado a los ídolos: «Con su plata y con su oro se hicieron ídolos…» Puede que no te sientas aludido; pero revísate, no sea que, por tener oro y plata, dinero, posesiones, etc. tu corazón esté especialmente ocupado o preocupado, y no esté tanto por la ley del amor de Dios. Quizás eres más idólatra que no crees.

Señor, que la obra de mis manos no me haga objeto de dominio sobre los demás y esclavo de mí mismo.

Anton Gordillo7 de julio de 2020 – Martes de la XIV semana