30 de junio de 2019 Domingo XIII 1Re 19, 16b.19-21

Eliseo es una persona que vivía muy bien, con un futuro claro, sobre todo para aquellos que piensan que el bienestar futuro está ligado a una posición económica holgada. Así nos lo presenta en el relato de hoy, en un mundo muy pobre, él «araba con doce yuntas de bueyes»; pero el hecho de que Elías lo hubiera escogido como discípulo echándole su manto encima, hace que este renuncie a lo que tiene, para hacerse discípulo y sucesor del profeta Elías. Él, pues, sigue fielmente la llamada que, a través de Elías, Dios le hace. ¿Consideras que seguir a Jesús es por un don que ha recibido, o porque es fruto de tu exclusiva decisión?
Señor, que esté atento para escucharte y tenga el coraje de seguirte.

admin30 de junio de 2019 Domingo XIII 1Re 19, 16b.19-21