24 de enero de 2019 Jueves II Heb 7, 25 – 8, 6

Con la primera frase del texto ya podemos tener suficiente para hoy para orar, meditar y agradecer: «Jesús puede salvar definitivamente a los que se acercan a Dios por medio de él, pues vive siempre para interceder a favor de ellos».
Ahora sólo hace falta que hagamos nuestra la respuesta del salmo responsorial de hoy y que deberíamos tener muy presente en nuestro corazón: «Aquí estoy, Señor, para hacer tu voluntad.»

admin24 de enero de 2019 Jueves II Heb 7, 25 – 8, 6