16 de junio de 2019 Domingo La Santísima Trinidad Prov 8, 22-31

Las primeras palabras del texto nos pueden orientar sobre la forma como hemos acercarnos al misterio de Dios: «Así dice la sabiduría de Dios: – El Señor me estableció al principio de sus tareas, al comienzo de sus obras antiquísimas. En un tiempo remotísimo fui formada, antes de comenzar la tierra». Podemos tener la tentación de pensar que lo que no se puede tocar no vale; en cambio la Sabiduría es una realidad que va más allá de todo intento de querer cosificar la fe en Dios. Hoy tenemos una invitación a contemplar el misterio de Dios. Calla. Mira. Acepta. Disfruta.
Señor que tu Sabiduría impregne mi alma.

admin16 de junio de 2019 Domingo La Santísima Trinidad Prov 8, 22-31